Home » Nacer Crecer y Morir
Opinión

Nacer Crecer y Morir

A algunos humanos los atormenta el pensar sobre morir. Otros que padecen de una enfermedad terminal, desean no vivir mucho tiempo y algunos mueren por los conflictos que le acosan y caen en depresión. Algunos piensan en lo material y otros en lo espiritual.

COLUMNA PETARDO

El Libro de Enoc es un libro Inter testamentario, que forma parte del canon de la Biblia de la Iglesia ortodoxa de Etiopía y la Iglesia ortodoxa de Eritrea. El libro de Enoc contiene material único, sobre los orígenes de los demonios, gigantes y algunos ángeles cayeron del cielo, así como una explicación del diluvio, como es narrado en el Génesis.  Se trata de un libro apocalíptico perteneciente a la apocalíptica judía. Se acusa a los ángeles guardianes por haber desviado su misión y encarnado la explotación, la opresión, la destrucción de los ecosistemas, la guerra, el oro, la vanidad, la brujería, la fornicación y el engaño. «Y como parte de la humanidad era aniquilada, su clamor subió al cielo». Los arcángeles Miguel, Sariel (Uriel), Rafael y Gabriel, al ver la sangre derramada y la injusticia se dijeron que «la tierra desolada grita hasta las puertas del cielo por la destrucción de sus hijos». Dios los envía entonces a encadenar a los Vigilantes y a destruir a los gigantes «pues han oprimido a los humanos». Los ángeles caídos rogaron a Enoc que intercediese por ellos y los gigantes ante Dios.

Buena parte del libro se dedica a denunciar a los opresores y reyes de la tierra y anuncia su derrota final: «Este castigo con que son castigados los ángeles es un testimonio para los reyes y los poderosos que poseen la superficie de la Tierra». «Desgracia para los que edifican la iniquidad y la opresión y cimientan sobre el fraude, porque serán derrumbados de repente y no habrá paz en ellos… Habrá un cambio… los justos serán victoriosos». «Desgracia para vosotros ricos, porque os confiáis en vuestras riquezas, seréis privados de ellas».  La primera parte del Libro de Enoc describe la caída de los Vigilantes, los ángeles que engendraron a los Nefilim. En la actualidad hay muchos opositores del Libro y su contenido, debido a su descripción detallada de los motivos del diluvio y el futuro de la humanidad. La Teología liberal cristiana y judía moderna, están abiertamente en guerra contra la literatura del Libro, por lo cual no debe causar sorpresa la resistencia que sufre de parte de muchos frentes teológicos modernos sean cristianos o judíos. Luego el libro describe la visita de Enoc al cielo en forma de una visión, y sus revelaciones.

Por otro lado, se dice que la muerte es el fin de la vida. Es un proceso irreversible que resulta del cese de la homeostasis en un ser vivo, es decir, de su incapacidad de utilizar energía para mantener al organismo vivo, con las funciones vitales, por lo que llega a su término. La causa de muerte puede ser natural (envejecimiento, enfermedad, depredación, desastre natural) o inducida. La ciencia médica define la muerte como el «cese irreversible de las funciones cardiorrespiratorias o de todas las funciones del encéfalo», Para la biología, es un suceso resultante de la incapacidad orgánica de sostener la homeostasis. Tras la muerte, el cadáver puede tener diferentes destinos, pero en su estado natural pasa por varios procesos conocidos en su conjunto como fenómenos cadavéricos tales como la descomposición y la fosilización. Las personas además pueden llevar a cabo el entierro, la momificación, la cremación o la criogenización del cuerpo sin vida. El proceso de fallecimiento, si bien está totalmente definido en algunas de sus fases desde un punto de vista fisiológico, bioquímico y médico, aún no es del todo comprendido en su conjunto desde el punto de vista de la termodinámica y neurológico, por lo que existen discrepancias científicas al respecto. Debemos comprender que los humanos nacemos, crecemos y morimos. En el aspecto espiritual es importante leer, analizar, meditar, razonar y sacar nuestras propias conclusiones.

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario